La vida esta llena de pruebas, la vida esta de llena peleas, la vida esta llena de rounds que como en el deporte uno tiene que seguir hasta el ultimo round.

La vida de un cristiano no es la excepción, mas cuando uno es joven, o por lo menos interiormente lo sigue siendo, durante el lapso que estemos en esta tierra habrá complicaciones, habrá tormentas, habrá luchas, pero también sepamos, que Dios traerá la Paz, traerá la apacigüedad, la fuerza, el poder y las herramientas para que ello no se vuelva a nosotros.

El Apóstol  Pablo le escribe a un joven Timoteo en una de sus cartas, en la primera carta a Timoteo una serie de consejos, una serie de cosas que lo ayudaran a que no caiga su semblante, que no se sienta menos que nadie y que pueda combatir hasta el ultimo round a través de la Fe.

“Mas tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas, y sigue la justicia, la piedad, la fe, el amor, la paciencia, la mansedumbre. Pelea la buena batalla de la fe, echa mano de la vida eterna, a la cual asimismo fuiste llamado, habiendo hecho la buena profesión delante de muchos testigos.” 1Timoteo 6:11:12

 

El apóstol le marca huye de estas cosas… Principio capitulo 6:

 (Falsas doctrinas, vanidad, envidias, pleitos, blasfemias, malas sospechas, necedad, codicia y todas las inmoralidades en este mundo)

Después le marca 6 principios importantísimos en nuestras vidas, Le dice: Sigue

 

 1) La justicia

2) La piedad

3) La Fe

4) El Amor

5) La paciencia

6) La mansedumbre

 

“Pelea la buena batalla de la Fe” “Echa mano de la vida eterna” Luego le finaliza diciendo: “habiendo hecho la buena profesión delante de muchos testigos.”

 

Esto es importantísimo, Pablo le dice, le confirma, que a través del seguimiento de estas cosas, será de ejemplo delante de muchos testigos, que hermoso saber que cuando Dios esta en nuestro corazón y seguimos sus principios, El mismo nos hace demostrar su presencia y existencia en nosotros hacia los demás.

Siempre digo que, el dia que no testifiquemos a los demás con palabras será con hechos.

Mis compañeros siempre me hacían acordar de lo que había hecho con ellos en el pasado: me decían “Ezequias ya no sos el de antes, te acordas cuando hacíamos esto y lo otro” y un dia me sorprendió lo que me dijo un muchacho el es ateo hasta la legua.

Este muchacho me dijo así: “Ezequias, Dios te salvo”  “Dios te salvo” se cumplió la palabra, El fue un testigo de lo que hace Dios en una vida, aun así sea la mas pecadora, Dios redime a través de la sangre de Jesucristo, hace una obra sobrenatural en el nuevo nacimiento y nunca mas somos iguales. Testificamos delante de muchos testigos. Yo le respondí ¡Amen! Luego, a ese muchacho yo le hable de Jesús, era muy duro en su corazón, igual así y todo le hable, y se que la palabra de Dios no vuelve vacía, no solo escucho sino que también vio, y sin querer también lo reconoció, escucho la única verdad, y se que esto un dia va a fructiferar, siempre sabrá que hay un Dios, que cambio a alguien metido en un montón de pavadas y hoy esta escribiendo esto, una persona que sirve a Jesús con todo su corazón.

¿Qué te impide hacerlo? ¿Qué te impide hablar? ¿Qué te impide ser de ejemplo? ¿Qué te impide seguir al señor?

Te digo esto: ¡Golpea, golpea, golpea contra las circunstancias! ¡Contra aquello que no puedes solo, pide ayuda! ¡No tengas temor! ¡Pero Golpea!

En el próximo devocional vas a leer algunas de las historias de personajes bíblicos quienes golpearon hasta el último round, no se rindieron y Dios los recompenso por su fidelidad.

No te vas a ir de esta vida sin dar frutos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s